Tonterías selectas

09/12/2017

La quiebra premeditada de la Seguridad Social, de Juan Carlos Escudier

Christian Tod y su película ‘Renta básica ¿una utopía posible?’

Si no es feminista no es nuestra constitución, de Beatriz Gimeno, diputada de Podemos en la Asamblea de Madrid

¿La cuarta crisis de régimen?, de Clara Serra Sánchez, diputada de Podemos en la Asamblea de Madrid y presidenta de la Comisión de la Mujer

Entrevista a Joaquín Pérez, secretario general de la Unión Sindical Obrera (USO)

“Sobre precariedad, tenemos una propuesta fiscal ambiciosa. Con todos estos nuevos empleos que están precarizando el empleo como nunca: ¿cómo vamos a tratar igual a una empresa que genera empleo y a una que no lo genera”. ¿Y eso cómo se concreta? “Hay que pegarle un sablazo a la que no genera empleo. Las empresas deben devolver lo que están recibiendo de la sociedad, que es dejarles operar, una legislación, un mercado, una protección. O lo devuelven en forma de empleo o vía impositiva”.

“Digo que todas las empresas que están viniendo ahora (Glovo, Deliveroo, Amazon, Uber), lo que hacen es destruir empleo estable, que ya existía —los repartidores ya existían, podían existir repartidores por cuenta ajena, que es como debían estar— y están generando empleo basura. Es injusto que una empresa de reparto con los trabajadores contratados tenga que pagar lo mismo que estas compañías”.

Esta es una de las propuestas contra la precariedad. También defiende el boicot comercial: “Tenemos que ser creativo. Las antiguas fórmulas valdrán en algunos casos, pero en otros no. Seguramente la movilización que podemos hacer es que todos quitemos unas cuantas app de los móviles o que no las usemos una semana. Se trata de volver a la solidaridad obrera. Ahora en vez de cortar una carretera…”.

Pérez cree que los salarios deberían subir: “Sí, tienen que crecer mucho”. USO en los convenios que negocia pide aumentos del 2,5% al 3,5% y recuperar lo perdido en la crisis.

Anuncios

Recomendaciones

08/12/2017

Manipulación sesgada, de Carlos Rodríguez Braun

When Should You Defy Orthodoxy?, by Arnold Kling

Is Quantum Theory About Reality or What We Know?, by James Owen Weatherall

Is There a Limit to Scientific Understanding?, by Martin Rees

Why Garbage Science Gets Published, by By Adam Marcus & Ivan Oransky


Tonterías selectas

08/12/2017

Planes de pensiones privados: no nos hagan creer que es inevitable cuando es ideológico, de Lucrecia Hevia

Una renta básica universal que nos permita vivir como en Star Trek

Bitcoin, una mina a la deriva, editorial de El País

Los privilegios de las élites: la fuente de la desigualdad, de Juan Laborda

Una Constitución sin mujeres no es Constitución, de Octavio Salazar


Recomendaciones

07/12/2017

Shy Elk and Bold Birds Become Partners in the Wilderness

Why Addict’s Deaths Are Not a Social Cost of Opioid Consumption, by Pierre Lemieux

Hay que acabar con la irresponsabilidad autonómica, de Juan Ramón Rallo

Progreso: el mundo nunca ha sido un lugar mejor, de Ignacio Moncada

Las empresas españolas no se han forrado con la crisis, de Juan Ramón Rallo


Recomendaciones

06/12/2017

Private Governance, Public Governance and Sexual Harassment, by Russ Roberts

Religión en las aulas, exenciones fiscales y financiación pública: los privilegios de la Iglesia que blindó la Constitución del 78

Against Overgendering Harassment, by Scott Alexander

Expertos de distintos campos desmontan al conferenciante José Luis Cordeiro

The Dishonesty and Sophistry of Stephen Meyer’s Intelligent Design Theory, by Larry Arnhart


Tonterías selectas

06/12/2017

Encender o apagar la luz, vida o muerte, de María Ángeles Fernández

La Constitución que certificó el fin del Estado social, de Rosa María Artal

Deporte popular, una herramienta contra la mercantilización del deporte, de Alfredo del Río Casasola

Libertad para quién, de Jorge Moruno

En lugar de devaluar las condiciones de vida hay que elevarlas, en lugar de confiar religiosamente en el virtuosismo del aumento de los beneficios privados para dinamizar la economía de todos, hay que garantizar un suelo de ingresos y de dignidad al conjunto de la ciudadanía. En lugar de rebajar impuestos a los que más ganan y tienen, para que luego además accedan a deducciones y bonificaciones, hay que cobrarles a ellos para que salgan ganando quienes menos ganan. En lugar de entender la libertad como la libertad para enriquecerse a costa de la riqueza de todos los españoles, entendamos la libertad como aquella que le permite a toda la sociedad la igualdad de ser ciudadano, la libertad para rechazar un salario de miseria, la libertad de contar con la seguridad de un alquiler que ofrezca garantías, la libertad de verse libre de deudas para poder vivir con dignidad. La libertad de tener seguridad es la libertad para decidir qué hacer y a qué dedicar el tiempo, frente a la inseguridad de la precariedad donde la riqueza de unos pocos es inversamente proporcional a la libertad de todos.

La falsa libertad de los empleados de Deliveroo, de Milagros Pérez Oliva


Recomendaciones

04/12/2017

La desigualdad no aumenta porque los estados redistribuyan menos, de Juan Ramón Rallo

Infanticide, by Sandra Newman

Metaphysics of metamorphosis, by John Dupré

State-run algorithms should stay in the realm of science fiction, by Tim Harford

Revelation Cannot Resolve the Creation/Evolution Debate, by Larry Arnhart