Tonterías selectas

Pedro Duque en la luna homeopática, de David Torres

Neoliberalismo contra democracia, de Ricard Ruiz de Querol

Nos engañan: el dinero es endógeno y los tipos de interés exógenos (I), de Juan Laborda

Liberales, los últimos de Filipinas en el Partido Popular, de Carlos Sánchez

… hoy el liberalismo es un fantasma que recorre España.

En unos casos, disfrazado de una especie de acracia pequeño-burguesa —eso que se ha llamado anarco-capitalismo— que convierte a sus protagonistas en iluminados de una sociedad sin Estado; mientras que en otros el liberalismo es un remedo de un capitalismo salvaje que no entiende de normas ni de compasión. Es decir, justo lo contrario al liberalismo racional basado en el derecho positivo. Y que Isaiah Berlin desmontó de un golpe dialéctico certero: “Sigue siendo verdad que a veces hay que reducir la libertad de algunos para asegurar la libertad de otros”.

Salarios mínimos, sueldos máximos, de Antón Costas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: