Tonterías selectas

Civilizar el capitalismo, de Federico Steinberg

La izquierda putera, de Nerea Sanchís, Comisión Ejecutiva Partido Feminista de España

Reiniciando la democracia, de Juan Laborda

La batalla de Europa ha comenzado, de Florent Marcellesi, eurodiputado de Equo

La rebelión contra la globalización, de Miguel Otero Iglesias, investigador principal para la Economía Política Internacional en el Real Instituto Elcano

… habría que redistribuir mejor la riqueza y compensar y empoderar mejor a los perdedores de la globalización. Algo ya se está avanzando en este sentido. Algunos se han dado cuenta que hay que salvar la globalización de los globalizadores. Que el Financial Times, bandera global del liberalismo, pida insistentemente políticas sociales redistributivas es significativo.

Aun así, muchos autodenominados “verdaderos liberales” no están de acuerdo con más impuestos. Para ellos, la desigualdad no es un problema mientras el conjunto de la sociedad siga aumentando su nivel de vida. Además, creen que el Estado ya es demasiado grande e intervencionista. Señalan hacia Francia, donde el Estado gasta el 56% del PIB y a pesar de ello el Frente Nacional (FN) sigue en ascenso. La pregunta, sin embargo, es: ¿habría tanto nacionalismo y xenofobia en Francia si no hubiese tanto paro y desigualdad? Algunos dirán que sí. Finlandia tiene muy poca desigualdad y los Verdaderos Finlandeses son bastante xenófobos. Pero incluso en Finlandia se ha duplicado la desigualdad desde los años ochenta, así que la pregunta sigue siendo pertinente.

La historia demuestra que encontrar un equilibrio entre el mercado y el Estado no es fácil. Si se le da demasiado poder al Estado impera el proteccionismo y el autoritarismo, y si se le da demasiada cancha al mercado hay inestabilidad económica y contestación social. Los verdaderos liberales deberían meditar cuál es la mejor manera de preservar la globalización: ¿haciéndola más social con impuestos efectivos sobre las transnacionales o continuando con la desregulación y la bajada de impuestos? Si abogan por lo segundo quizás acaben alimentando lo que más detestan: la vuelta del Gran Leviatán.

3 respuestas a Tonterías selectas

  1. Estimado, Francisco:

    ¿Consideras que es una tontería todo el artículo de Federico Steinberg? A mí me parece que la percepción de algunos, cierta o no, de que van a quedar apartados puede perjudicar mucho. Me refiero a esas clases medias que se aprovecharon de los años de bonanza para vivir por encima de sus posibilidades, y que ahora quieren que todo vuelva a ser como era.

    Saludos.

    M.

    • Francisco Capella dice:

      Hola Manuel: la descripción de la percepción es correcta, pero resulta que la receta que propone es más intervención, impuestos, redistribución…

      • Gracias, Francisco:

        Parece que el camino que se va a dar es el indicado por él en el artículo, impuestos y redistribución, al menos todo lo que se pueda. Entiendo que casos como el de Irlanda pueden hacer que muchos Estados bajen impuestos, o creen acuerdos especiales con empresas o personas que sí tengan poder de negociación, y paguen (paguemos) los que no tenemos más remedio.

        Es una situación complicada porque mucha gente ve al Estado como el salvador, en lugar de como un organismo que puede ayudar puntualmente.

        Saludos.

        M.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: