Tonterías selectas

El gran atraco, de Juan Laborda

Clinton traicionó la sabiduría subyacente en las reformas del New Deal de Franklin Delano Roosevelt y que permitieron, por un lado, rescatar al capitalismo de sus propios excesos; y, por otro, que el libre mercado se mantuviera libre de verdad mediante una regulación adecuada del interés público. La terrible ironía del capitalismo es que si se deja sin trabas colapsa. La regulación gubernamental de la economía de mercado que surgió durante el New Deal tenía como objetivo implícito salvar al capitalismo en lugar de destruirlo…

Los mercados no pueden ser abandonados a su suerte, ya que no pueden autorregularse. El mercado, y muy especialmente el sistema financiero debe ser vigilado y regulado por el Estado, al igual que debe ser protegida por el Estado la propiedad privada, base del sistema capitalista. La competencia pura, favorable para todos, no es más que una situación transitoria que lleva a la constitución de monopolios u oligopolios. Por lo tanto, el Estado tiene que intervenir y tomar posiciones en la arena privada para evitar que la economía se vea abocada a una inestabilidad demasiado grande y a un enorme despilfarro de recursos.

Feminismo y política, de Lidia Falcón

Carmena pide a los vecinos que no llamen a la Policía si detectan un okupa

Queremos gobernar para que haya empleo con derechos y mayor igualdad, de Luz Rodríguez, secretaria de Empleo de la CEF del PSOE y portavoz de Empleo y Seguridad Social del Grupo Parlamentario Socialista

Entrevista a Juan Carlos Monedero

El capitalismo es hoy una amenaza no menor que el fascismo en los años 30…

Hay un consenso en Europa de que las políticas de austeridad no son eficaces…

El economista Joseph Stiglitz decía que el éxito principal del modelo neoliberal ha sido convencer a la ciudadanía de que no hay alternativas. En el momento en que niegas la validez de este axioma se abren posibilidades que parecían clausuradas. Ello no significa que sea fácil pero tampoco lo fue en los 30 contra el fascismo…

Es evidente que un capitalismo global no va a encontrar una respuesta local. La respuesta tiene que ser capaz de interrumpir la circulación del sistema. España sola es el 12% del PIB europeo y puede sumar fuerzas con Portugal, Grecia e incluso Italia. Esta acumulación de fuerzas es la que permite frenar a estos ejércitos sin fronteras que ejercen el terrorismo financiero…

Tsipras fue a matar dragones con un cazamariposas. Creyó que estaba sentado en Bruselas con demócratas y fue una ingenuidad porque estaba sentado con mafiosos…

En el siglo XX, la izquierda tuvo éxito para sacar del feudalismo a Rusia o China, en pararle los pies al fascismo, en la primera fase industrial…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: