Lo bueno, lo malo, lo que me gusta, lo que no me gusta

Pilar Rahola:

Es bueno que los estudiantes se manifiesten por sus derechos. Es malo que lo hagan de cualquier manera, cortando autopistas, creyendo que la ocupación de la calle es un derecho sin reglas. Es bueno que los estudiantes tengan conciencia crítica. Es malo que no proyecten también esa conciencia crítica hacia sus propios errores. Es bueno que quieran cambiar el mundo. Es malo que reduzcan esa voluntad de cambio a consignas simples generalmente más vistosas que profundas. Es bueno que vivan sus luchas con pasión. Es inaceptable y delictivo que la pasión comporte cualquier tipo de violencia. Es bueno que se desvinculen de los brotes violentos. Es malo que minimicen dicha violencia criminalizando a la policía. Es bueno que se sientan solidarios con sus compañeros. Es malo que consideren compañeros a los provocadores callejeros. Es bueno que tengan valores e ideales. Es malo que no se sensibilicen por las víctimas colaterales de las acciones que protagonizan. En este sentido, la falta de sensibilidad hacia la mujer a la que le han quemado el coche –que acababa de pagar– ha sido desgraciadamente muy notoria. Es bueno que sus dirigentes sindicales organicen manifestaciones. Es malo que no tengan la madurez de asumir sus responsabilidades, como mínimo éticas, si dichas manifestaciones se tuercen. Y finalmente, es bueno y necesario que los estudiantes amen la libertad. Es malo y preocupante que desprecien las leyes que garantizan dicha la libertad, la de ellos y la de todos. Porque intentar cambiar el mundo arrasando con la sociedad democrática que hemos tardado siglos en construir, no es ir hacia delante, sino hacia atrás.¿No montarán una colecta para pagarle el coche a la pobre señora? Son unos céntimos por estudiante.

Es bueno = me gusta.

Es malo = no me gusta.

Las cosas que menciona son buenas o malas… para Pilar Rahola. Quizás otros tengan valoraciones diferentes, pero igual usan el mismo lenguaje de “es bueno” y “es malo”: o sea que al final algo puede ser bueno y/o malo según quién lo exprese.

¿Por qué va a ser necesariamente bueno querer cambiar el mundo? ¿Y si me gusta cómo está? ¿O si los cambios propuestos o conseguidos son a peor?

“Es bueno tener valores e ideales”: esto quiere decir que es bueno que haya cosas que nos parezcan buenas y nos sirvan de objetivo para la acción. Las piedras, pobres, no pueden disfrutar de esta bondad. Pero entre las personas ¿hay alguna que no tenga valores o ideales?

¿No se tratará de que me gusta que los demás tengan valores iguales o parecidos a los míos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: