Albert Einstein y el mal

Según el diario El Mundo, Albert Einstein dijo:

El mundo no está en peligro por las malas personas sino por aquellas que permiten la maldad.

Einstein fue un genio de la física. Fuera de este ámbito no era un brillante intelectual, y su defensa del socialismo muestra más bien una seria incompetencia. Pero la gente suele asociar el prestigio en un ámbito con la inteligencia en general.

La frase citada es una soberana necedad que parece querer culpar de los daños no a quienes los causan sino a quienes no hacen algo para impedirlos. Si violan a una mujer, el peligro no es del violador sino de todos aquellos (el resto del mundo, prácticamente) que no ha hecho nada al respecto.

Las personas suelen asociarse para protegerse de los agresores: en ocasiones esta asociación no funciona, o hay gente que no participa activamente en la defensa contra los violentos o malvados. Pero pretender que son peores o más responsables del mal que los propios malvados es una estupidez muy común: “El pueblo X ha sufrido un genocidio; y lo peor es que el resto del mundo no ha hecho nada al respecto”. ¿Lo peor? ¿Peor que los que han perpetrado ese genocidio?

17 Responses to Albert Einstein y el mal

  1. Coase dice:

    Pues la frase no parece muy original. Se parece mucho a la de Edmund Burke: Para que triunfe el mal, sólo es necesario que los buenos no hagan nada.

  2. Totalmente de acuerdo con tu reflexión general (Einstein cuando hablaba de política no era desde luego Einstein). Ahora bien, aunque literalmente la frase es absurda, quizás lo que el físico alemán trató de expresar, aunque torpemente, es aquello de Burke de que “lo único que se necesita para que triunfe el mal es que los buenos no hagan nada”, lo cual sí que tiene mucho de verdad.

  3. “La maldad del mundo se hace posible sólo por la sanción que tú le das” (Ayn Rand)

  4. escocés dice:

    O bien Einstein quiso decir lo mismo que Burke pero no supo expresarlo de forma correcta, posiblemente por su condición de científico especialista y no de no humanista. O bien ambas frases no significan lo mismo.

    Sobre la Frase de Einstein:

    Para Capela, en ella puede intuirse un componente distributivo de la responsabilidad, de similar retórica a, por ejemplo, “condenamos todo tipo/clase de violencia” (¿incluida la ejercida en legitima defensa? ¿Y la ejercida regladamente por la policía?), lo que encajaría con la filosofía política socialista del formulador de la Teoría de la Relatividad. Me gustaría conocer el contexto en que dijo tal frase Einstein, siendo judío y exiliado de Europa durante la Segunda Guerra Mundial, es probable que dicho contexto sea la lucha contra el nazismo. Sin embargo, de la literalidad de la frase, cualquiera persona por omisión es más peligrosa para el mundo que el que actúa malamente, y ese desplazamiento de responsabilidad del “nazi” a quien no lo combate por las razones que sean es ciertamente condenable. La debilidad moral puede ser deleznable pero no más que la maldad consciente.

    Sobre la frase de Burke:

    En Burke, conservador de tintes liberales, la idea expresada parte de dos presunciones, tal vez ingenuas (ese es un problema de casi todo el liberalismo clásico: su ingenuidad y exceso de confianza en la naturaleza humana). Una que, por las razones que sean, ciertos hombres están dotados de una visión o guía moral mayor que otros (lo que obviaría que en cierta manera la corruptibilidad del alma humana, que alcanza a todos). La otra presunción es aquella de que el “mal” no es tan poderoso, ni sus argumentos y tácticas tan eficaces para sus fines como puede hacer creer. En base a ambas, Burke creyó que los hombres buenos tenían en su mano evitar el triunfo del mal, no que fueran directamente responsables del mismo pero que la omisión dejaba la vía libre para ello.

    La diferencia mayor que observo con respecto de la frase de Einstein es que Burke se cuidó mucho de aseverar nada en relación a la responsabilidad individual, es más una descripción objetiva, si los “buenos” no combaten, el “mal” triunfa. Y si se pudiera deducir alguna otra cosa es que la responsabilidad moral recaería solo sobre aquellos hombres buenos que no hicieron nada. Escribe Capella “Las personas suelen asociarse para protegerse de los agresores: en ocasiones esta asociación no funciona, o hay gente que no participa activamente en la defensa contra los violentos o malvados”. En este sentido Burke se dirige a aquellos que se asocian para la defensa y solo a ellos responsabilizaría del fracaso en tal fin, no extendiéndolo a quienes no participan activamente, lo que encaja más con el punto de vista de la moral individualista.

    No obstante hay otras cuestiones subyacentes, como ¿son todas las omisiones de combatir al mal iguales moralmente? ¿No habrá “omisiones” y “omisiones”? ¿Qué hace una sociedad con aquellos que no participan en su defensa? ¿Hasta que punto se pueden permitir los “gorrones”? Tampoco se nos dice nada de los “medios”, verdadero caballo de batalla de la filosofía liberal, por el cual el mal no solo reside en los fines sino tb. en los medios usados para combatir el mal o perseguir el bien. Pero si está claro que no es la misma responsabilidad la del omisor que la del actor, y eso en la frase de Einstein no queda claro, abriendo la puerta a medidas socialistas que persigan más al uno que al otro.

  5. Florecilla Silvestre dice:

    Esa frase siempre la he interpretado como una clara referencia a Hitler y a las nefastas consecuencias del “talante” que se gastaron con él. De hecho, Einstein era una especie de Bono de su tiempo (el de U2), pero “traicionó” al movimiento pacifista apoyando el uso de la fuerza para contener al nazismo.

    Es cierto que tenía una visión un tanto perroflaútica de la humanidad pero en mi opinión era fruto de su condición de intelectual teórico aislado del mundo real. Si hubiese sufrido los rigores del socialismo como sufrió los del nazismo, hubiese cambiado de ideas.

    A propósito, que en aquellos tiempos para ser un intelectual tenías que poner patas arriba media física y ganar un premio Nobel. Pobrecillo: ¡la de trabajo que se hubiese ahorrado de haber nacido en la España tardofranquista!

    • Elisa Cristaldo dice:

      Fue el único cientifico aleman que no firmo el acuerdo de colaboración para la guerra, que sí firmaron todos sus colegas o sea que no traiciono su esencia pacifista, Además en el mundo hasta hoy solo tuvo dos genios en la historia Einstein y Da Vinci

  6. Liberal clásico dice:

    La frase de Burke, pese a haberse repetido hasta la saciedad, no es exacta. Lo más parecido que dijo fue esto: “When bad men combine, the good must associate; else they will fall one by one, an unpitied sacrifice in a contemptible struggle”, en las Reflexiones sobre las causas del descontento actual.

  7. flaviog dice:

    Lo de Eisntein es una ética peligrosa, que obliga a hacer el papel de heroe. El mundo mejor no vendra por los heroes, sino por el cumplimiento a rajatabla de una ética de abstención, de no hacer daño, no no interferir con la vida, la propiedad, y la autonomía de voluntad del otro.

  8. Liberal clásico dice:

    Flaviog, ahora despierta del sueño rothbardiano y mira en qué mundo vives.

  9. flaviog dice:

    Si lo veo, pero los heroes no son la solución. La solucíon en todo caso, es buscar medios alternativos para defender nuestra vida y nuestra propiedad, que no pasen por el ideario de la puta virgen… perdon.. quise decir por el ideario del estado mínimo.

  10. Leopoldo dice:

    Ponelo como quieras, pero Einstein tiene razón. Sin nadie que haga el bien sólo nos queda mediocridad…

  11. Esa frase dice que los malos, son malos y hacen el mal, pero que si los buenos se sientan a mirar porque no les afecta directamente, los malos se saldrán con la suya.
    Los fanáticos islamistas (fascislamistas) triunfan porque la mayoría silenciosa es eso, silenciosa. Los nazis alemanes triunfaron porque la mayoría silenciosa de alemanes, sin ser nazis en realidad, se quedaron quietos mirando.
    Se llama participación por omisión, aunque evidentemente es menos culposa que la participación activa.
    No es una necedad ni exime a los malos de la condena por sus actos, entiendo.

  12. Borja Gomez dice:

    “La frase citada es una soberana necedad que parece querer culpar de los daños no a quienes los causan sino a quienes no hacen algo para impedirlos. Si violan a una mujer, el peligro no es del violador sino de todos aquellos (el resto del mundo, prácticamente) que no ha hecho nada al respecto.”

    La frase de Albert Einstein es acertada al 100% y la explicación que tu das es una burda manipulación. El mal es algo que no siempre se puede impedir y Albert Einstein no esta culpavilizando del mal a los buenos, osea pasando la pelota de la culpabilidad a los buenos.

    Lo que yo entiendo en la frase de Albert Einstein es cuando ocurre algo malo los buenos miramos hacia otro lado sin querer mirar el problema de frente como si a nosotros no nos ocurriera una forma en la que la sociedad a sido educada no te metas en algo que no te incumbe ya no es a ti directamente el que te ocurre así que crea ese miedo a movilizarse esa pasividad que hace que los buenos pasen de es mal.

    • Ernesto dice:

      fantastica tu respuesta, era mas o menos lo que pensaba escribir en los comentarios. El mal no s epuede imedir, pero si castigas bien fuerte al que lo hizo , ya los proximos pensaran para la proxima volverlo a hacer, pero uno no s epuede quedar con los brazos cruzados cuando se hace algo mal.

  13. Javier Campero dice:

    Tu interpretación es la que no está muy bien realizada. Creo que si los buenos denunciaran a los malos y a los corruptos, se tomarían medidas para que el mal fuera erradicado. Desgraciadamente, hasta los buenos tienen su punto debil, al callar sabiendo quienes son y qué es lo que hacen, al no denunciar a quienes les prodigan daño, al hacerse cómplices luego de obtener un beneficio del corrupto. Dicen que la pena de muerte nos haría igual de malos, pero no creo que sea así. Es como lavar y desinfectar la verdura o los alimentos antes de comer…¿te llevarías a la boca un trozo de carne contaminado?

  14. Jota dice:

    Lo que hace falta es tener en consideración el efecto espectador (o difusión de la responsabilidad) y la banalización del mal, antes de escribir un post totalmente vago y lleno de generalizaciones. Einstein, tomando a Burke, simplemente afima que la apatía es un ingrediente fundamental para la aparición de la impunidad. Y hablar de normas sociales y éticas estrictas no beneficia necesariamente el fenómeno de la colaboración ciudadana (depende de cómo se evalúe la contradicción entre lo correcto y las directrices de esas normas). Mas bien factores como la identificación con agresor y víctima, la consideración del riesgo, o incluso las normas organizacionales (y la expectativa de pérdida de estatus si quien comete la agresión tiene una posición mayor en la escala sociolaboral) explicarían la implicación del observador en los hechos injustos. Claro que si a una persona le alivia pensar que está en su derecho de no ayudar a un semejante que sufre, por las consecuencias percibidas (y exponiendo encima la libertad como estandarte)…¿quién soy yo para decir que no cometa el cinismo de considerarse moral?

  15. Nancy Chiappara dice:

    Obviamente que el mundo seguirá igual o peor si permanecemos indiferentes. Si violan a UNA mujer la culpa es del violador pero si violan a DIEZ la culpa es de la sociedad.

Responder a Carlos López Díaz Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: